MONOPRENDAS: el enterito utilitario vuelve a estar (de moda).

Hace ya más de un año que presentamos y desglosamos la tendencia del estilo industrial que fue furor durante meses.

Tal vez no lo recuerden pero dentro de esta tendencia macro encontramos varios elementos que todavía son tendencia. Uno de ellos es la mono-prenda, o mejor dicho, el enterito utilitario.

Esta es una prenda que no sólo es cómoda, sino que es una salida fácil para cuando no sabés que ponerte, y eso la hace todavía más placentera.

La adaptación para esta temporada es en colores neutros y telas, obviamente, livianas y de verano.

UN DATO: no tiene por qué ser sí o sí sin mangas si es para plena primavera.

Recordemos que también tenemos la opción en denim que nos remite todavía más a nuestras infancias.

Porque esta tendencia no deja de ser parte de la oleada macro que nos lleva a añorar los 80s y 90s, y nos brinda tal nostalgia que se seguirá reflejando en los próximos años en la industria del diseño de todo tipo (moda, interiorismo, gráfico, publicidad, branding, artes visuales, etc).

Ahora, la gran pregunta siempre es, ¿cómo podemos adaptar cada tendencia a nuestro cuerpo para sacarle el mayor provecho posible?.

A continuación les comparto algunos tips para cada tipo de morfología.

CUERPO RELOJ DE ARENA

El enterito utilitario es el ideal para tu cuerpo, siempre y cuando lo entalles bien en la cintura, y procures que no tenga bolsillos extras en ningún lado (ni en las piernas ni en el pecho).

Los que son sueltos, manga 3⁄4 y tienen corte de camisa son una gran opción para vos, tanto para día como para noche.

Si te animás podés elegirlo en blanco, sumarle accesorios dorados en las muñecas y en el cuello, zapatillas + mochila para día, o botas media caña por sobre el pantalón + mini bag para noche.

CUERPO TRIÁNGULO/PERA

Como tu debilidad es la falta de espalda y hombros, la mejor opción es elegir un enterito manga corta o 3⁄4 con una leve cantidad de hombreras, cuello de camisa estructurado y bolsillos en la zona del pecho.

Recordá que la idea es que no tenga ningún tipo de aplique en la zona inferior, ni siquiera los bolsillos clásicos a los costados del pantalón.

Para verano es ideal que lo uses abierto y lo superpongas a una remera que se asome en algún color shocking. Cuanto más rígida sea la tela, mejor.

El corte en las piernas que sea recto. Combinalo con sandalias de tiras de taco medio y una cartera de esas de correa corta por debajo de la axila. Lista para salir tanto de día como de noche!

CUERPO TRIÁNGULO INVERTIDO

Tu fuerte se centra en la parte superior, entonces el enterito ideal para vos es ese bien lánguido de lino y sin mangas.

Es el mono que va a ser furor este verano. Lo ideal es que sea bien suelto en la parte inferior y que lo uses por encima de un crop top básico y poco llamativo.

Combinalo con unas buenas botas texanas estampadas o unas ugly sneakers para un plan de día informal. Si te animás podés sumarle una riñonera atada a la altura de la cadera.

CUERPO RECTÁNGULO

Esta tendencia es ideal si querés darle forma a tu cuerpo.

Elegí un mono bien oversize y entallalo en la cintura con algún cinturón oversize y llamativo.

No hay mucha más vuelta que darle... si querés mantenerlo tranquilo podés optar por unas zapatillas y cartera básica, y si te animás a sumar un poco más de tendencia combinalo con una cartera transparente y unas sandalias al estilo surfer que se vienen con toda!

CUERPO OVALADO

Para vos, la clave está en el escote, la cintura y el color. Por ende, la mejor opción va a ser ese enterito de manga 3⁄4 o manga corta que tenga corte de camisa, sin cuello y con un buen escote.

Entallá bien la cintura con el propio cinturón del enterito. Los mejores colores son los oscuros y de tela bien liviana que no se pegue a tu cuerpo.

Que el pantalón sea recto, con vuelo y a media pierna. Y, para los pies las sandalias de tiras en color nude van a ser tus grades aliadas este verano.

Un extra: Para noche, sacale provecho a tus piernas eligiendo un mono en modo short mini, bien entallado a la cintura y superpuesto por sobre una remera transparente manga larga que tenga algún estampado o tejido con brillos.